3 ejercicios simples que curan el dolor de rodilla sin cirugía o medicación

Disminuir tamaño de fuente Aumentar tamaño de fuente Texto Imprimir esta página





¿Sabía que cada 500 gramos de grasa que lleva equivale a 5 kilos de presión en las articulaciones de la rodilla al correr? Sus rodillas tampoco descansan demasiado cuando usted está caminando; Entonces, cada 500 gramos equivalen a 1 kilo y medio de presión.

Con estos datos en mente, no es difícil ver por qué el dolor de rodilla es tan común, especialmente en las personas mayores. Pero hoy, vamos a aprender cómo se puede cambiar eso – no con una receta o un medicamento de venta libre, si no con algunos ejercicios simples de la fisioterapeuta licenciada Dra. Jo.

Estos ejercicios fortalecerán sus rodillas y harán que sean más capaces de lidiar con el estrés que lleva. ¡Eso significa menos dolor!

¿Está listo? ¡Vamonos!

Ejercicio 1 – escalón arriba

Coga un par de libros de tapa dura gruesa y apílelos. A continuación, tome una pierna y colóquela en el escalón. Su rodilla debe permanecer detrás de los dedos de los pies en todo momento.

Comience a colocar su peso corporal en la pierna. En cámara lenta, tire de su otra pierna hasta la pila. Usted debe sentir sus músculos de rodilla trabajando. Baje la pierna y repita este movimiento hasta que empiecen a notar calor. Luego, haga dos repeticiones más y cambie de lado.

Ejercicio 2 – Flexiones

Haga una pila de libros. Si tiene movilidad limitada, comience con una pila alta para asegurarse de mantener la forma adecuada. Mirando hacia delante, coloque los pies a cada lado de la pila. Como con el anterior ejercicio, su rodilla delantera nunca debe pasar los dedos de los pies. Asegúrese de que su espalda se mantenga también erguida.

En cámara lenta, suelte su cuerpo hacia abajo para que su rodilla trasera toque la pila de libros. Levante su cuerpo lentamente y repita hasta que su rodilla comience a tener calor. Luego, haga dos repeticiones más y cambie de lado.

Ejercicio 3 – Sentadillas

Para este ejercicio, necesitará una mesa de café, una silla u otra superficie plana de la altura del trasero. Si necesita un poco de altura extra, recoja esa pila de libros de nuevo.

A continuación, póngase de pie en la dirección opuesta a la superficie plana. Coloque los pies aproximadamente a la anchura de los hombros. Empuje su parte inferior hacia atrás y hacia abajo hasta sentir que toca la superficie. Luego, vuelva a levantarse. Repita este movimiento hasta que usted sienta una quemadura en sus rodillas. Luego, hacer dos representantes más.

¿Le ha resultado útil este artículo? Por favor difúndalo si es así…

Copyright © 2016 Conocer Salud




|ConocerSalud

Déjanos Tu Comentarios

Close